La primera versión de este collage incluía en primer plano a los surrealistas checos Toyen y Jindřich Štyrský, con la imagen anatómica de una vulva como fondo. Comencé a jugar con el segundo plano hasta que decidí usar a la tintorera (tiburón tigre) de un póster vintage del que, además, utilicé otros elementos. La criatura marina alude nada menos que a la gran tiburona blanca de la que se enamoró Maldoror, el luciferino patrono del surrealismo. Quise agregar un texto checo y recordé que surrealismo en ese idioma se dice “surrealismus”, tal como se titula un libro que atesoro y que reúne a la pléyade del movimiento durante sus años dorados en Praga… Al final, este collage es la pecera del inconsciente una primavera cualquiera.